Calcio con Vitamina D

Esta es una de las combinaciones que más favorece el funcionamiento del cuerpo humano, pues el calcio con vitamina D otorgan grandes beneficios al organismo, mejorando el funcionamiento no sólo del sistema óseo, sino que también brinda fortaleza al sistema circulatorio, muscular y nervioso, y por ende, mejora la calidad de vida de la persona.

El calcio es esencial para el cuerpo, pero este no siempre se absorbe de la mejor manera, por lo que al unirlo con la vitamina D se facilita la fijación del mineral en los huesos, compensando el desgaste de los tejidos y alcanzando mayor masa ósea.

Por su parte, la vitamina D es una de las pocas vitaminas que el cuerpo produce naturalmente en la piel, al exponerse a la luz del sol. Sin embargo, no todos logramos una producción suficiente de esta vitamina que se almacena en el tejido graso, por lo que se encuentra dosificada en pastillas y otros suplementos nutritivos que proporcionan la cantidad requerida para el provecho del cuerpo.

¿Cuándo se requiere de calcio y vitamina D?

 Cuando se espera fortalecer los huesos como parte del proceso de prevención o tratamiento de la osteoporosis que puede ser ocasionada por el estilo de vida, ciertos medicamentos o la menopausia.

En ocasiones, se combina el consumo de píldoras con el ejercicio físico y el consumo de una dieta rica en calcio, eliminando el uso del tabaco y reduciendo la ingesta de bebidas alcohólicas, para obtener la regeneración de la estructura ósea, evitando que esta se degenere con rapidez y vuelva a la persona propensa a sufrir fracturas y otras dolencias.

Las cantidades de calcio y vitamina D deben ser suministradas por el médico tratante, puesto que el exceso de estas sustancias conlleva a la formación de cálculos en los riñones, por lo que existe una tabla con las dosis recomendadas de acuerdo a la edad y género del paciente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *